Cómo seducirlo en una noche mágica

Los encuentros sexuales sin planificarse a veces suelen salir muy bien, donde los amantes disfrutan de una velada maravillosa capaz de transcender las más intimas emociones. 

Las parejas deben planificar más a menudo este tipo de citas, y más si llevan una relación estable de muchos años, donde la rutina y la costumbre se instalan en su vida para deterior poco a poco la relación. 

Por el contrario si están comenzando el noviazgo estos encuentros suelen ser más seguidos, emotivos e intensos porque la llama de la pasión está más viva que nunca en todo momento. 

Seducirlo en una noche mágica dependerá de tus habilidades como mujer, envuélvelo con cada caricia, susurrándole al oído lo mucho que lo deseas, prueba nuevas cosas, los juguetes sexuales son muy buenos para innovar. 

No te cohíbas de demostrarle a la persona que amas lo mucho que te gusta y deseas, muéstrate como una mujer segura de lo que estás haciendo capaz de llevarlo al cielo con cada beso. 

Hazle saber en cada caricia lo mucho que te gusta, su olor, su cuerpo, y su compañía, ya que el hecho de que estés a su lado te hace sentir la persona más afortunada del mundo. 

En ese instante donde lo único que importa es la compenetración de la pareja para que el momento sea inolvidable, puedes probar cuando estén en ese momento de lujuria mirarlo a los ojos para reafírmale tu amor. 

Puedes aplicar muchas técnicas para que esa noche sea mágica, pero lo primordial es la conexión con tu chico, y las ganas que tengan de pasar un rato diferente que recuerden para siempre. 

Deja que en todo momento las cosas fluyan, déjense llevar por la pasión que los lleva a estar juntos, no compliques la situación con preguntas fuera de lugar, recuerda que ese instante es para gozarlo, y no para andar perdiendo el tiempo. 

Evita pensar en el pasado o en lo que va a suceder después, vive el presente, disfruta cada segundo del amor que recibes de tu pareja, y no dudes de entregarte en cuerpo y alma. 

No permitas que por ninguna razón el momento se enfrié, y que la ocasión termine siendo un fracaso, no olvides que la idea es que ese encuentro sea inolvidable para ambos, por eso concéntrate en lo mucho que deseas a esa persona. 

Cada palabra, gesto o acción pueden marcar la diferencia para que esa persona especial recuerde ese encuentro como uno de los más importantes de su vida.